Las consultas pueden proporcionarnos datos filtrados en base a las tablas o a otras consultas.

Si en los criterios de una consulta escribimos una palabra, frase o cadena de caracteres entre corchetes, el textos entre corchetes se visualizará a modo de pregunta al usuario cuando vaya a utilizar la consulta.

Existen dos grandes tipos de consultas: de acción y de selección.

  • Consultas de acción: realizan cambios a los registros. Las consultas de acción pueden ser, a su vez, de creación de nuevas tablas, de eliminación, de actualización, de referencias cruzadas y de datos anexados.
  • Consultas de selección: son tablas donde los datos han sido filtrados y sólo se muestran aquellos cuyos criterios hayamos especificado.